jueves, 17 de marzo de 2016

Fontanela Abombada

Un hallazgo que puede ser anormal en el examen físico de los neonatos y los lactantes, es la fontanela abombada. Algunas madres conocen a la fontanela  como mollera y hay el concepto errado que por allí respiran los niños porque la ven moverse con la respiración o las pulsaciones del bebé.

Conceptos básicos

Hay 6 Fontanelas, pero sólo dos son clínicamente visibles.
Anterior: 4-6 cm; cierre: 4º - 26 meses de vida.
Posterior: 1-2 cm; cierre: primero a segundo mes de vida.

Semiología:
Se debe palpar la fontanela con el niño en posición vertical.
Al sentir la fontanela en posición supina puede hacer que se sienta llena cuando no es verdaderamente anormal.
La fontanela normalmente debe estar ligeramente hundida respecto a la parte superior del cráneo.
Una fontanela que sobresale por encima del nivel superior del cráneo es anormal.
Las pulsaciones son normales, por lo general representan los pulsos periféricos.

Abombamiento de la fontanela:
Causas benignas comunes

Seamos razonables y tengamos en cuenta algunas de las causas comunes ... pero, hay que saber que estas deben ser transitorias.

  • Posición supina (o de Trendelenburg) Por la gravedad. La presión hidrostática hará que la fontanela de un niño en posición supina se sienta "llena".
  • Tos
  • Vómitos
  • Llanto
  • Las vacunaciones recientes también se han asociado con abombamiento de la fontanela, pero no hay relación causal conocida y determinada, después de descartar causas patológicas. [Sreedhar, 2013; Freedman, 2005]

Abombamiento de la fontanela:
Causas anormales

  • Meningitis / meningoencefalitis
  • Lesión ocupante de espacio (por ejemplo, malformaciones arteriovenosas, tumores, abscesos intracraneales)
  • Hemorragia intracraneal (por ejemplo, el trauma no accidental, trauma)
  • Hidrocefalia
  • Lesión Hipóxico-isquémica

Abombamiento de la fontanela: 
Otras causas anormales menos frecuentes

  • Insuficiencia cardíaca congestiva [Plata, 1970]
  • Trastornos tiroideos
  • Hipervitaminosis A
  • Envenenamiento por plomo
  • Leucemia
  • Errores innatos del metabolismo
  • Trombosis del seno venoso

Evaluación del paciente:

Paso 1: Ser razonable. Asegurarse que no estamos tratando con una de las causas benignas comunes.

Paso 2: Tener en cuenta:

  • Hay casos de hipertensión intracraneal idiopática benigna. [Goldberg, 2013; Barry, 1989]
  • Existen posibles causas que no sean de emergencia.
  • Las ayudas diagnósticas,  a menudo no revelan ninguna patología significativa,  pero la posibilidad de una masa o meningitis es real.

Paso 3: Imágenes cerebrales

  • En pacientes con examen físico normal y sin fiebre, se puede considerar un seguimiento ambulatorio estrecho.
  • Si hay dudas sobre el bienestar del niño, no dudar en pedir la resonancia magnética cerebral.
  • Un estudio encontró que el 36% de los pacientes con fontanelas abultadas tenía neuroimagen anormal. [Ma, 2005]. Factores de alto riesgo: Fiebre y Edad menor de 2 meses o examen físico neurológico anormal.

Paso 4: Considere la punción lumbar

  • Un pequeño porcentaje de niños febriles con fontanela abultada puede tener meningitis bacteriana, pero un porcentaje sustancial (26,7%) tienen meningitis viral. [Shacham, 2009]
  • Así que si no hay contraindicación para la punción lumbar y hay sospecha clínica, se debe estudiar el LCR. [Beri, 2011]

Tomado y traducido de http://pedemmorsels.com/ 

No hay comentarios.: