viernes, 2 de noviembre de 2012

Alimentos Orgánicos

Hace rato quería escribir en el blog acerca de este controversial tema, y que mejor disculpa que el artículo publicado este mes en la revista Pediatrics denominado: Organic Foods: Health and Environmental Advantages and Disadvantages en que se estudia a profundidad este tema bajo la luz de la evidencia.
Muchos padres por preocupación real o incluso por moda, preguntan sobre los beneficios de los alimentos orgánicos. Hay mucha información y estudios acerca de las cualidades de la alimentación orgánica, pero lamentablemente menos del 20% de los estudios disponibles tienen una calidad científica adecuada.
Basado en el artículo, les dejo algunas conclusiones:

  • La industria de los alimentos orgánicos está en gran crecimiento ayudada por la publicidad.
  • Un terreno orgánico es quel en que en los últimos 3 años no se han usado pesticidas, herbicidas y fertilizantes y tiene una zona de transición en sus fronteras que es suficiente para evitar la contaminación de terrenos adyacentes.
  • Un alimento orgánico es aquel producido en un terreno orgánico y en el que no se han utilizado en su producción esteroides, hormonas, pesticidas, fertilizantes, químicos sintéticos, antibióticos no terapéuticos, ingeniería genética e irradiación. Si se puede usar sal y agua.
  • Un alimento orgánico se puede dividir, en términos generales, en: 100% orgánico, orgánico (95% de ingredientes orgánicos) y hecho con ingredientes orgánicos (al menos 70% de ingredientes orgánicos).
  • Los alimentos orgánicos son en promedio un 40% más costosos. Esto debido a que hay menor productividad, la alimentación de los animales es más cara y la mano de obra es más costosa.
  • Los estudios no demuestran mejores contenidos nutricionales en los alimentos orgánicos versus en aquellos que no lo son. Solo hay una leve diminución en el contenido de nitratos y leve aumento en los antioxidantes y fósforo de los productos orgánicos, pero esto depende, por ejemplo,  de las características geológicas, climáticas y geográficas del terreno.
  • Con respecto a la leche, su contenido de nutrientes depende de lo que la vaca coma y donde viva. Hay un poco más de ácido linoleíco conjugado y antioxidantes.
  • La hormona de crecimiento utilizada en el ganado no afectan al ser humano porque son específicas para estos animales, es más, son benéficas al medio ambiente, porque su uso disminuye el número de vacas necesarias para producir la misma cantidad de leche y carne, disminuyendo así la cantidad de metano lanzado a la atmósfera y ayudando así a mejorar el problema del calentamiento global.
  • Con respecto a los esteroides sexuales los estudios no son concluyentes. Los usados en animales si son activos en el ser humano, pero sus concentraciones son muy bajas. Existen preocupaciones acerca de la posibilidad de su asociación con cáncer de seno y la pubertad precoz, pero esta hipótesis no ha sido comprobada a la luz de la evidencia actual.
  • Se debería disminuir el uso de antibióticos no terapéuticos en animales para disminuir el número de microrganismos multiresistentes que pueden afectar al ser humano.
  • Es deseable que los alimentos para consumo humano no contengan pesticidas. Es claro que los alimentos orgánicos contienen menos pesticidas, pero no hay estudios que demuestren con certeza que la alimentación normal (con medidas gubernamentales que controlen el uso de agroquímicos) produzca daños en la salud.
  • No hay consenso si las granjas orgánicas son mejores para el medio ambiente. Contaminan menos pero son menos eficientes. Hay voces respetables y estudios serios a favor y en contra.
  • Las diferencias entre alimentación convencional y orgánica son mínimas. No hay evidencia clínica de diferencias nutricionales significativas.
  • Si las granjas orgánicas investigan más y se hacen más eficientes los costos de los alimentos orgánicos en el futuro pueden bajar.
  • Se necesitan más estudios bien elaborados para poder sacar conclusiones y dar recomendaciones acerca de este tipo de alimentación.
  • El pediatra debe seguir recomendando el consumo de frutas, vegetales, alimentos bajos en grasas, cereales y una dieta balanceada diaria.
  • Definir con las familias basado en los conocimientos que aporta este estudio, el uso y los beneficios de los alimentos orgánicos.
  • Recordemos que en Latinoamérica primero debemos garantizar el acceso de una adecuada nutrición en los niños pobres, que en centrarnos en controversias que atañen a personas con alto poder adquisitivo, sin que esto implique tampoco, ignorar el conocimiento que este estudio nos trae para dar una asesoría adecuada a aquellos padres que puede pagar por estos alimentos.
Si quieren ver el artículo, Click AQUÍ.

No hay comentarios.: