martes, 29 de julio de 2008

SIDA 2008 Latinoamérica

Brasil y México siguen siendo los países con más personas infectadas por el VIH de Latinoamérica, un continente donde la epidemia se mantiene estable desde hace un decenio, según reveló este martes el Programa ONUSida al presentar su informe anual 2008.
En el conjunto del continente, sin contar el Caribe, se registraron el año pasado 140.000 nuevos contagios.
En el mismo periodo fallecieron como consecuencia de enfermedades relacionadas con el sida 63.000 personas, por lo que el número total de latinoamericanos que conviven con este mal se eleva a 1.700.000.
De ellos, 730.000 (el 40 por ciento del total) son brasileños y 200.000 mexicanos.
El informe destaca que el hecho de que Brasil haya aplicado "un enfoque simultáneo en asegurar el acceso a los servicios tanto de prevención como de tratamiento del VIH ha ayudado a mantener estable su epidemia".
Asimismo, considera un éxito el hecho de que el acceso generalizado a la terapia antirretroviral a todos los seropositivos brasileños haya permitido reducir a la mitad la tasa de mortalidad por sida entre 1996 y 2002.
No obstante, ONUSida hace hincapié en la elevada prevalencia del VIH entre la población reclusa de Brasil.
"Los niveles de conocimiento del VIH entre los reclusos parecen ser altos, pero el acceso a los servicios de prevención del VIH en las cárceles sigue siendo insuficiente", señala.
Con respecto a las causas de transmisión, en el caso de México más de la mitad (57 por ciento) de los diagnósticos de VIH notificados hasta la fecha se han atribuido a relaciones sexuales entre varones sin protección.
Otro de los contagios más comunes se produce entre las trabajadoras del sexo.
Esto ocurre sobre todo en Centroamérica, en países como Honduras, Guatemala o El Salvador.
El texto pone de manifiesto, no obstante, que un programa intensivo de promoción del uso del preservativo permitió reducir los niveles de incidencia en Honduras.
Uno de los temas que más preocupan a ONUSida es el creciente número de mujeres que se infectan por mantener relaciones sexuales sin protección con sus parejas masculinas, que anteriormente habían tenido sexo con otro hombre sin usar preservativo o habían compartido jeringuillas contaminadas.
Un ejemplo de ello es Uruguay, donde se estima que las relaciones sexuales sin protección son las causantes de las dos terceras partes de los nuevos casos de VIH notificados.

Un dato positivo
En la región disminuyen los casos de infección causada por el consumo de drogas por vía intravenosa.
En Buenos Aires, por ejemplo, sólo el 5 por ciento de los nuevos contagios registrados entre 2002 y 2005 se debió al intercambio de jeringuillas contaminadas.
Asimismo, en Argentina, como en Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú, la prevalencia del VIH más elevada se da entre varones que mantienen relaciones sexuales con otros hombres.
Latinoamérica ocupa el tercer lugar en el ránking mundial de habitantes infectados con el VIH.
De los 33 millones de personas seropositivas del mundo, 22 millones viven en África subsahariana, 4,2 millones en Asia meridional y sudoriental, 1,7 millones en Latinoamérica, 1,5 millones en Europa oriental y Asia central y 1,2 en América del Norte.
El resto son habitantes de Asia oriental (740.000), Europa occidental y central (730.000), África del norte y Oriente Medio (380.000), Caribe (230.000) y Oceanía (74.000).
Fuente: Periódico el Colombiano: http://www.elcolombiano.com/

No hay comentarios.: